Las literaturas nacionales

Durante los siglos XIX y XX se crearon una importante cantidad de nuevos países: la independencia de los países latinoamericanos fue seguida un siglo más tarde por la conformación de nuevos estados en Africa y Asia. La aparición de estas nuevas naciones fomentó varios movimientos artísticos cuya función principal fue la de “establecer un arte nacional”: un arte que se distinguiera del arte europeo por su originalidad y “vocación”.

El movimiento modernista, iniciado por Rubén Darío, aunque no fue un movimiento sustentado en el patriotismo, produjo una literatura latinoamericana que no sólo nos diferenció del resto del mundo —dándonos identidad— también nos permitió influenciar a la literatura europea. Este hecho, el de exportar hacia otras regiones una estética, tal vez sólo se repitió durante el boom latinoamericano de mediados del siglo pasado.

México no fue una excepción a la regla, antes al contrario. Cobijados por la Revolución Mexicana y el costumbrismo, muchos escritores mexicanos produjeron una gran cantidad de obras que abrevaron de estos pozos. Mariano Azuela, Martín Luis Guzmán, Juan Rulfo, Carlos Fuentes y Jorge Ibargüengoitia fueron algunos de ellos.

Sin embargo, por citar un suceso muy reciente, a Juan Rulfo, tal vez uno de los autores más “localistas” de los arriba mencionados, se le aprecia no sólo en México sino en todo el mundo. Esto lo pudo constatar Julia Santibáñez durante un viaje que hizo a Turquía y al cual se refirió en la entrada a su blog Macondo y Comala se asoman a Estambul.

¿Es verdad que hay literaturas nacionales? ¿Qué las hace diferentes a las demás: el lenguaje, el tono, el tema, la escenografía, o una combinación de todas? ¿Se puede ser un autor local y sin embargo universal? ¿Qué es entonces la universalidad?

Anuncios

Acerca de Enrique Boeneker

Enrique Boeneker mantiene este blog en donde publica semanalmente sus crónicas sobre la vida cotidiana conocidas bajo el título El mundo desde mi bici. Está en proceso de completar un libro de cuentos que se llamará De veras se está bien aquí, el cual debió ver la luz en el segundo semestre de 2014, sin embargo será publicado hasta el 2015. También llevará pronto a la imprenta una antología de sus crónicas. Para ganarse la vida, trabaja para una empresa que no tiene nada que ver con el mundo literario y que vende artefactos para contar dinero, los cuales Enrique tiene fe que algún día utilizará para su provecho. Tiene dos hijos y mantiene a un perro y a un gato. Ver todas las entradas de Enrique Boeneker

One response to “Las literaturas nacionales

  • Enrique Espejo Aguila

    La universalidad es Shakespeare (sobre decir que es una opinión muy personal)
    Lenguaje claro y sencillo, lo puede comprender el hombre de más bajo estrato y aquel que gobierna un país, si en realidad quisiera leer.

    Los temas no diferencian en lo básico, una situación, una relación o un pequeño complejo de la vida es llevado de la mano de fabulosas palabras que terminan siendo una historia no solo bella, es entretenida.

    En la literatura pocas veces encontraremos algo original, creo recordar haber leído que todo estaba dicho, lo diferente viene en contar la historia. Pues bien esto básico tiene su fuerza en ser los primeros en hacer llegar a mucho publico sus historias sencillas, lo que genera imaginación y la creación de variantes desde otras perspectivas, géneros o maneras de narrar. Todo como base la misma historia sencilla, aumentada o retocada dependiendo de quien se atreve a incursionar.

    Los nacionales (tocando solamente a México) son grandes por su manera sencilla de escribir, por el valor de describir tan mal y tosca a esa gente, tal cual es, y así, narrar sus historias que aunque quizá no entretenidas tienen un valor histórico al ver con ojos de crudeza eso que, no podemos ver en la pantalla grande o en dibujos estáticos.

    México no ha cambiado mucho desde entonces, podemos ir a pueblos muy rurales y encontrar esos personajes que como sus nombres, van heredando personalidades de una generación a otra. En la inmortalidad de la vida encuentro la inmortalidad de la literatura que refleja fiel esa vida triste y acaba que… caray, sigue siendo igual hoy en día.

    ¿Universal Rulfo, Azuela, Fuentes, todos los mencionados aquí? No lo sé, me gustaría, me agradaría que el mundo diera un vistazo a ese pasado mexicano que nos sirve de icono ante el mundo pero, como a toda obra universal, me encantaría que esto sirviera como trampolín a más autores nacionales que valen la pena en estos días.
    ¿Ese es el papel de un “universal”, no?

    Me gusta

¿Qué opinas? Déjanos tus comentarios aquí. (No tienes que estar registrado en Wordpress para comentar)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: