Ahora uno de Julio Cortázar

Este relato de Julio Cortázar viene de su libro Historias de cronopios y de famas. Para los que no están familiarizados con la mitología cortazariana, los cronopios, los famas y las esperanzas son personajes tipo. Los cronopios son esencialmente buenos e inocentes, los famas tienden a lo superficial y las esperanzas son precisamente eso y a veces se comportan como cronopios y otras como famas. Este libro de relatos es un divertimento y un experimento.  Aquí Cortázar ensaya y utiliza de una manera diferente el surrealismo y sus juegos existenciales.

El cuento que transcribo es uno de mis favoritos. En él se muestran claramente las preocupaciones estéticas, así como el sentido del humor lúdico, refinado y desenfadado del autor. A mí, que lo he leído varias veces, siempre me arranca más de una sonora carcajada.

La foto salió movida

Un cronopio va a abrir la puerta de calle, y al meter la mano en el bolsillo para sacar la llave lo que saca es una caja de fósforos, entonces este cronopio se aflige mucho y empieza a pensar que si en vez de la llave encuentra los fósforos, sería horrible que el mundo se hubiera desplazado de golpe, y a lo mejor si los fósforos están donde la llave, puede suceder que encuentre la billetera llena de fósforos, y la azucarera llena de dinero, y el piano lleno de azúcar, y la guía del teléfono llena de música, y el ropero lleno de abonados, y la cama llena de trajes, y los floreros llenos de sábanas, y los tranvías llenos de rosas, y los campos llenos de tranvías. Así es que este cronopio se aflige horriblemente y corre a mirarse al espejo, pero como el espejo está algo ladeado lo que ve es el paragüero del zaguán, y sus presunciones se confirman y estalla en sollozos, cae de rodillas y junta sus manecitas no sabe para qué. Los famas vecinos acuden a consolarlo, y también las esperanzas, pero pasan horas antes de que el cronopio salga de su desesperación y acepte una taza de té, que mira y examina mucho antes de beber, no vaya a pasar que en vez de una taza de té sea un hormiguero o un libro de Samuel Smiles.

Julio Cortázar; Cuentos completos 1; Historias de cronopios y de famas, pp. 403 y ss.; Aguilar, Altea, Taurus, Alfaguara, S.A.; México; 1994

 

Anuncios

Acerca de Enrique Boeneker

Enrique Boeneker mantiene este blog en donde publica muy ocasionalmente textos sin sentido y otros que le parecen contienen un interés inherente que vale la pena difundir. Tiene dos hijos y mantiene a un perro y a un gato. Ver todas las entradas de Enrique Boeneker

3 responses to “Ahora uno de Julio Cortázar

¿Qué opinas? Déjanos tus comentarios aquí. (No tienes que estar registrado en Wordpress para comentar)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: